martes, 22 de marzo de 2016

El muerto - Jorge Ariel Madrazo


Quiso aferrar el libro que alguien proponía a su mano: los dedos arañaron inútilmente el aire. Tampoco logró entender cuando, más tarde, al querer asir la cintura de la muchacha en medío de la algarabía, su brazo atravesó un hueco donde la joven desapareció, gritando su nombre. 
No duró mucho la tranquilidad que siguió al suceso: estaba en el jardín de su casa de campo. De pronto, un mensajero cruzó la vereda de lajas y, no bien estuvo ante él, le tendió el sobre lleno de sellos. “De parte del Almirantazgo”, ladró. Pretendió apresar aquel emblema, sin duda importante. Pero el sobre flotó en la brisa mientras sus brazos se agitaban en un intento, vano, de capturarlo. 
Derrumbado en su silla de ruedas, apenas si atinó a sospechar que esos episodios eran exactas premoniciones. Mientras los asesinos huían comprendió, con odiosa lentitud, que acababa de morir.

Acerca del autor:
Jorge Ariel Madrazo

1 comentario:

  1. Desaparece la vida en la eterna como la realidad en sus manos.

    ResponderEliminar